Área Privada:
  •  






Actualidad

Horas de sueño, ictus y salud cardiovascular 

Según investigaciones recientes, dormir mucho no es mejor que dormir poco. Así, para cuidarse, lo recomendable es dormir entre 6 y 9 horas al día. 

18/07/2011 

La Sociedad Española de Cardiología se ha hecho eco de un estudio retrospectivo realizado por un grupo de investigaciones italianos en el que se relacionaba accidentes cardiovasculares y horas de sueño. El trabajo ha tenido en cuenta 15 investigaciones previas, todas ellas realizadas con un seguimiento mayor a 3 años, incluyendo a más de  470.000 personas y analizado más de 16.000 problemas cardiacos, en los que ha habido más de 4.000 eventos coronarios y 3.478 ictus.

Dormir lo justo
De acuerdo con el estudio, tanto dormir poco (menos de 5-6 horas por noche) como dormir mucho (más de 8-9 horas de sueño) se asocia un con mayor riesgo de desarrollar enfermedad coronaria y padecer ictus. El equipo de investigadores italianos, dirigido por Francesco P. Cappuccio, también ha puesto en relación las horas de sueño con las probabilidades de desarrollar cualquier enfermedad cardiovascular o incluso fallecer, concluyendo que la asociación de estas patologías graves con la duración corta de sueño, es débil. Sin embargo, los datos mostraron que la relación entre estos eventos y una duración mayor del sueño sí era significativa.

¿Por qué ocurre esto?
Los problemas de sueño se asocian con alteraciones en los niveles de leptina y grelina, que podrían producir, a su vez, un incremento del apetito y, como consecuencia, una ingesta calórica, con el posible desarrollo de obesidad y alteraciones glucídicas, asociadas a un mayor riesgo cardiovascular.

Limitaciones del trabajo
La realidad es que los hábitos del sueño pueden tener una influencia directa sobre la salud cardiovascular de las personas. Aunque la investigación expuesta es de un interés apreciable, según el especialista en cardiología, el doctor Iván Javier Núñez Gil, también adolece de algunas limitaciones, como, por ejemplo, no tener en cuenta las siestas en el cómputo de horas dormidas.

La enfermedad cardiovascular se puede prevenir y controlar. Inscríbete en nuestro Plan de Riesgo Cardiovascular, gratis en Adeslas Prevención.